Toyota busca nuevos proveedores en México para adaptarse al T-MEC

La exigencia contenida en el Tratado México, Estados Unidos, CanadáT–MEC, respecto al incremento en el contenido regional de las partes y componentes, así como en los vehículos que se produzcan en la región, ha obligado a las empresas de la industria terminal, pero sobre todo a las compañías proveedoras, a reubicar sus áreas de manufactura, especialmente a las firmas originarias de Europa y Asia.

En razón de ello, Toyota North America, busca adaptarse a las exigencias del nuevo tratado comercial vigente desde el 1 de julio de 2020, pero sin perjudicar su competitividad por afectaciones arancelarias derivadas de tener que importar sistemas o componentes de países diferentes a las tres naciones suscriptoras del convenio, destacó Gregory Laskey, vicepresidente de compras de Toyota North America, en el foro del XVIII Congreso de la Industria Automotriz en MéxicoCIIAM.

De ahí que Toyota busca ampliar su base de empresas proveedoras en la región, básicamente en México, para que los vehículos que produce, además de cumplir con las exigencias del T–MEC (75% de contenido regional luego de tener 67% en promedio), sean globalmente competitivos en apego al concepto “growing together”.

Desde la perspectiva del ejecutivo, ello plantea múltiples oportunidades a las empresas de autopartes locales para concretar futuros negocios en la región, en la medida que lleven a cabo inversiones y adecuaciones tecnológicas, sin perder de perspectiva que llegarán a competir otras empresas de diferentes países para poder ser parte del negocio en la zona, donde el potencial se ubica en la producción de más de 18 millones de vehículos ligeros anuales.

La oportunidad de negocio para la base proveedora interesada en hacer negocios con la firma japonesa, parte de que las plantas de Toyota Motor Manufacturing GuanajuatoTMMG y Toyota Motor Manufacturing Baja CaliforniaTMMBC, tienen potencial de ensamble conjunto de 304,000 pick up Tacoma al año, cifra que se maximiza con los vehículos que la firma construye en Estados Unidos.

Laskey planteó la importancia de que México capitalice las oportunidades de reubicación de empresas y producción generada a partir de la entrada en vigor del T–MEC, aprovechando de manera adecuada la ubicación geográfica del país, la vigencia de los acuerdos y tratados comerciales suscritos con múltiples naciones, así como la capacidad de la “mano de obra dedicada”.

Reiteró que México es país estratégico para Toyota, en torno a lo cual las empresas proveedoras instaladas localmente, tienen oportunidades de negocio no obstante los requisitos establecidos en el T-MEC.

Ello se evidencia por el sostenido nivel de venta de vehículos que ha reportado en México de 2008 a 2019, lo mismo que en producción, sobre todo en su planta de Tijuana.

Aseguró que la empresa seguirá desarrollando a su red de proveedores en México, con especial apoyo a empresas de nivel 2.

A los ejecutivos de compañías de autopartes participantes en el CIIAM 2020, Laskey les dijo que la competitividad no es un precio sino una disciplina basada en factores como:

  • Aprovechamiento de la cultura Kaizen.
  • Estrategia, soportada por la adecuada planificación para la asignación apropiada de recursos.
  • Sustentabilidad y enfoque a largo plazo para el negocio.

Lo anterior para avalar la estrategia de negocios de Toyota, orientada al desarrollo de soluciones de movilidad mediante la producción de vehículos conectados, automatizados, electrificados y que brinden servicios compartidos.

Ello complementado con innovación en procesos de manufactura mediante el aprovechamiento del Internet de las cosas (Internet of things–IoT) y la robótica, al tiempo que se promueve el desarrollo de productos básicos, vinculando diseño y fabricación.

Toyota seguirá trabajando para ser considerada “Best in town” en México, precisó.

Be the first to comment on "Toyota busca nuevos proveedores en México para adaptarse al T-MEC"

Leave a comment

Your email address will not be published.


*